Previous slide
Next slide
Previous slide
Next slide

Estas son las razones por la cuáles existen olores a azufre en algunas zonas de Carabobo

Previous slide
Next slide
Previous slide
Next slide
Facebook
Twitter
WhatsApp
Pinterest
Pocket

Jacobo Vidarte Donaire, especialista en análisis de riesgo y eventos adversos, aclaró la situación del olor similar a azufre en zonas de Carabobo.

Vidarte señaló que “estos olores se deben al histórico paso de aguas sulfurosas y con temperaturas ligeramente altas. Presentes comúnmente en Trincheras (Naguanagua), y Aguas Calientes (Mariara)”.

La falla de Las Trincheras, es una falla por lo que es común grietas y fisuras, por donde están escapando estos gases, y se debe a que en la zona existe un mineral denominado Pirita.

Este mineral denominado Pirita tiene un 53,4% de azufre y un 46,4% de hierro y al calentarse expide anhídrido sulfuroso en baja concentración, que es lo que percibimos como un olor nauseabundo.

“Lo que llaman comúnmente venas de agua, que se encuentran a nivel subterráneo. En este caso este recorrido posee salida de estos gases en varios puntos”.

Asimismo, expuso que dichos olores se extienden hacia otros municipios de la entidad carabobeña, llegando hasta el municipios Diego Ibarra, por la cara sur de la Cordillera de la Costa.

Señaló que este mismo olor se ha presentado en otras oportunidades, entre diciembre y enero.

“Desde el norte de Valencia, San Diego, Mariara y La Variante Bárbula – Yagua, Trincheras, Naguanagua, hasta Aguas Calientes, Diego Ibarra”, dijo.

En los últimos días, nuevamente, hemos recibido algunos reportes de “percepción de olor similar o comparado con azufre». No sé descarta que estos olores puedan ser percibidos al extremo oeste del estado Aragua”.

Algunas personas no reportan por pensar que son olores procedentes de desechos sólidos con incorrecta disposición en su zona, lo que hace un poco más complejo sectorizar las zonas con presencia de estos gases.

Cabe destacar que hasta la fecha no se han presentado casos de afectaciones respiratorias a personas por esta causa, ni en la actualidad ni en épocas anteriores.

Importante señalar que la percepción y permanencia de estos olores depende también de la temperatura, velocidad y dirección del viento.

Nota de prensa

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn
Pinterest
Previous slide
Next slide
Previous slide
Next slide

Economía

Política

WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE
Scroll al inicio