El mejor escudo contra cualquier virus

( Por: Arnaldo Rojas)

*Si hay algo que no se detiene es nuestra necesidad de establecer relaciones sociales y, sobre todo, de buscar el amor. No importa el contexto o el escenario, aún el más adverso (como la actual pandemia), el ser humano es capaz de idear mecanismos para encontrar o mantener el amor a pesar de las limitaciones. Y esto es muy importante porque está comprobado que no hay nada mejor para nuestra salud y bienestar.
La ciencia médica ha señalado reiteradamente que, desde un punto de vista estrictamente científico, podemos decir que estar enamorado es beneficioso para la salud, porque el amor no sólo se localiza en el corazón, como lo ha establecido la tradición romántica, sino que involucra todo el cuerpo. Al estar enamorados nuestro cuerpo se convierte en una vitrina en la que se muestran los cambios químicos que se producen a nivel interno. De
allí, esa especie de estado de gracia que caracteriza a las personas cuando están enamoradas. Numerosos experimentos han comprobado la relación entre amor y salud.
Entre los resultados obtenidos por estos estudios se cuentan los siguientes:
Recuperación rápida. Las personas que están enfermas y tienen alguien que las ame y que esté pendiente de ellas presentan una recuperación más rápida que aquellas que no tienen el afecto de nadie.
Previene enfermedades. Con el amor nuestra calidad de vida es mejor y tendemos a enfermarnos menos. Los sentimientos negativos se ven neutralizados por los sentimientos positivos y nuestro organismo funciona mejor.
Mejora la calidad de vida. Cuando tenemos problemas y estamos solos con ellos somos más proclives a enfermarnos y a sentir depresión. El amor nos prolonga la vida, al sentirnos amados y apoyados por nuestros seres queridos. La carga de los problemas se siente más liviana.
Energía contra el estrés. El bienestar emocional que se siente al poder dar y recibir cariño y ayudar a los demás hace a las personas sentir que tienen más energía, menos ansiedad y se anula el estrés.
Cuidados cardiovasculares. El amor no solo destroza al corazón imaginario,
provocando el “despecho”, tal como lo registran los más desgarradores boleros. También las malas relaciones entre las parejas afectan al verdadero corazón. Las personas con malas relaciones matrimoniales o relaciones tóxicas tienen más posibilidad de sufrir problemas del corazón.
Dosis diarias. Como el amor ayuda a curar es la única automedicación totalmente recomendable. Así que a tomar una buena dosis de amor todos los días para vivir sanos y alegres. Para esto no se necesita receta médica, ni consulta. El amor es una necesidad básica en nuestras vidas. Es indudable que los lazos de amistad, cariño y afecto, de familia, trabajo y comunidad refuerzan la salud y la felicidad. En fin, el amor tiene efectos beneficiosos en nuestro organismo gracias a que este estado tiene una respuesta fisiológica que nos hace sentir bien tanto mental como físicamente. Así que estar enamorados y ser amables es más saludable.

Te puede interesar:

error: Contenido Protegido !!